De interés

Médicos, enfermeras y personal que integran el sector salud de nueva cuenta exigen a las autoridades estatales ser vacunados para poder trabajar con total seguridad en la atención de los pacientes

RECOMIENDA IMSS REALIZAR DESDE INFANCIA CORRECTO CEPILLADO DE DIENTES PARA BUENA SALUD BUCAL

Enviar a un amigo Imprimir

08-02-2021.- El cepillado debe ser después de que se consuman alimentos

La Oficina de Representación Yucatán, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), hace un llamado a madres y padre de familia para que en esta emergencia sanitaria por COVID-19 fomenten las medidas de higiene bucal en todos los integrantes de la familia para cuidar de la salud bucal y prevenir padecimientos.

 

El titular del servicio de Estomatología del IMSS Yucatán, Gabriel Miguel Peraza Gallareta, señaló que el correcto cepillado dental debe incluir toda la cavidad bucal, es decir dientes superiores e inferiores por todas sus caras, encías, interior de las mejillas y la lengua; el cepillado ayuda a prevenir y evitar mal aliento y enfermedades como caries, gingivitis, enfermedad periodontal, entre otras.

 

Por ello, es fundamental que madres y padres de familia o tutores orienten y fortalezcan en los menores de edad las técnicas apropiadas de higiene oral y supervisen el cepillado dental que realizan sus niñas y niños.

 

Es deseable que esta actividad se haga en conjunto, es decir, que los padres o tutores muestren cómo se cepillan los dientes a los niños para que adquieran el buen hábito de la higiene bucal, pues “los pequeños aprenden de lo que observan”, apuntó el especialista.

 

Peraza Gallareta señaló que el cepillado debe realizarse, de preferencia, cada vez que se consuman alimentos, no sólo tres veces al día como se acostumbra, ya que esta práctica permite remover los restos de comida y eliminar los microorganismos que se adhieren a los dientes, lo que genera la placa dentobacteriana, que ocasiona la caries, gingivitis (inflamación en las encías) y halitosis (mal aliento).

 

 

De igual forma, recordó que el cepillo de dientes tiene que cambiarse aproximadamente cada dos o tres meses; es importante observar las cerdas del cepillo, si antes de dos o tres meses se abren quiere decir que el paciente se cepilla con mucha fuerza.

 

Cuando las cerdas del cepillo se abren, se pierde la efectividad del cepillado y no se puede conseguir una higiene oral aceptable, momento adecuado de renovar el cepillo dental.

 

El especialista señaló que en este tiempo de quedarse en casa para prevenir contagios por coronavirus, se debe reducir el consumo en las y los menores de alimentos altos en azúcar y carbohidratos, ya que generan más posibilidades de padecer caries, y no olvidar que después de cada comida se deben de cepillar los dientes.

 

En el caso de los bebés, evitar el uso prolongado de chupones, limpiar sus encías con el dedo índice envuelto en una tela limpia o una gasa estéril con agua purificada, a modo de cepillo. Esto debe realizarse después de cada comida para que la cavidad bucal se mantenga limpia.

De igual forma, es importante no permitir que duerman con el biberón en la boca, ya sea toda la noche o sólo una siesta, ya que incrementa el riesgo de la aparición de caries de un tipo muy agresivo, que se conoce como caries rampante o de biberón.

Finalmente, Peraza Gallareta recomendó que durante esta emergencia sanitaria por COVID-19 se sigan todas las indicaciones de higiene, uso de cubrebocas y mantener una sana distancia con las demás personas para evitar contagios.

Galería Fotográfica

Comenta la Nota


 

Por favor llene todos los campos.
Nombre:
Email: (No se mostrará)
Comentario:
   

Temas Relacionados