De interés

Se pone en marcha el magno proyecto del Tren Maya

Primera autoridad de salud carente de comunicación para resolver problemas de la base trabajadora

Enviar a un amigo Imprimir

05-12-2018.- Es lamentable que la primera autoridad de salud en el estado, Mauricio Sauri Vivas no quiera abrirse al diálogo con los directivos sindicales de salud, sobre todo si el Secretario de Salud se está dejando manipular por gente malévola que solamente desea que todo vaya mal en el interior de esta agrupación sindical.

Tampoco es válido que un líder sindical utilice el garrote o palabras altisonantes para hacer valer su liderazgo, eso a final de cuentas no trae buenos resultados, son tácticas cavernarias propias de gente inculta.

Tampoco consideramos válido que gente afín al ex líder sindical, Alvar Rubio Rodríguez quien no dudó para nada en aliarse a Mauricio Vila Dosal para tratar de dejar en evidencia al actual secretario general, Eulogio Piña Briceño y que lo anden lastimando  de manera constante con insultos y palabras soeces en las redes sociales.

Lo que hoy viene sucediendo dentro del sector salud no es un hecho aislado sino que hoy día existe una pésima relación de trabajo entre Vila Dosal y colaboradores con varios líderes sindicales, específicamente con varios integrantes del Congreso del Trabajo, de manera específica con directivos de la FROCY en donde hasta públicamente se ha minimizado la figura de Pedro Oxté Conrado en eventos públicos.

Es decir que hoy el Gobierno de Vila Dosal a un poco más de dos meses ha mostrado su verdadero rostro, un gobernador que equivocadamente se cree amigo personal de Andrés Manuel López Obrador, un gobernador que solamente se dedica a viajar al extranjero, dejando hacer lo que se le pegue la gana a sus colaboradores, como es el caso de Sauri Vivas quien de manera por demás increíble no quiere sostener una reunión de trabajo con Piña Briceño.

Dónde quedó entonces la promesa de Vila Dosal quien inclusive buscó a Piña Briceño para tomarse una foto en plena campaña y enviada a los medios de comunicación para dejar en claro que era amigo de los dirigentes sindicales: la respuesta es muy sencilla estaba en campaña y hoy montado en el caballo gubernamental se ha olvidado de sus promesas.

Lamentable la posición de la primera autoridad de salud a nivel estatal quien al parecer no se acuerda que hasta hace poco era un empleado del Hospital O Horán y que muchos gritaron cuando fue elegido como la mejor opción, hoy al parecer la opinión es todo lo contrario y su actual postura no es propia de un funcionario de primer nivel.

 

Por EL PRINCIPAL

 

Galería Fotográfica

Comenta la Nota


 

Por favor llene todos los campos.
Nombre:
Email: (No se mostrará)
Comentario:
   

Temas Relacionados